Líneas Generales de la Enfermedad del Gusano Barrenador en Ganado Bovino

Autora: Dra. Carolina Solis Garrido, MVE
Departamento de Investigación y Divulgación, Corporación Ganadera, CORFOGA.

Etiología

La enfermedad del Gusano Barrenador del Ganado (GBG), también llamada “Gusanera”, es causada por la larva de la mosca Cochliomyia hominivorax (Coquerel), perteneciente a la subfamilia Chrysomyinae de la familia Calliphoridae del orden Diptera (moscas verdaderas).

Especies afectadas

Es un parásito que infesta los animales de sangre caliente, es decir, todos los mamíferos incluidos los humanos, y rara vez puede infestar las aves durante sus fases larvarias.

Ciclo de vida

Su ciclo de vida es de aproximadamente 21 días, la hembra se aparea una sola vez en su vida pero deposita varias tandas de huevos a intervalos de pocos días, ponen en promedio 343 huevecillos en cualquier herida; el periodo de incubación es de 12 a 24 horas, posteriormente la larva emerge donde inicia su alimentación de tejidos vivos y fluidos asociados.

Las larvas están en posición vertical y enterradas profundamente en los tejidos, tienen ganchos y espinas, se mueven barrenando hacia el centro de los tejidos y su presencia puede provocar infecciones secundarias por organismos contaminantes. Después de pasar por tres fases larvarias que implican dos mudas (5 a 7 días), las larvas abandonan la herida y caen al suelo, cavan en la tierra y se transforman en pupa. Luego, emerge como joven adulto, el cual vuela en busca de una pareja para la reproducción y copulan luego de 3 a 5 días.

La duración del ciclo de vida fuera del hospedador depende de la temperatura, siendo más corto a temperaturas más altas, y el ciclo completo puede completarse en menos de tres semanas en los trópicos. A bajas temperaturas, la maduración puede llevar de 2 a 3 meses. La temperatura muy baja o la temperatura de la tierra consistentemente por debajo de los 8º C destruirán las pupas. La duración de vida de una mosca macho es de aproximadamente 14 días, 30 días es lo frecuente para la hembra. Una mosca puede viajar hasta 10-20 km en climas tropicales con una alta densidad de animales.

Signos clínicos

La infestación se puede dar en cualquier herida como una picadura de garrapata, alguna práctica ganadera que deje tejido vivo expuesto (por ejemplo: descorne o marcaje), son frecuentes en el ombligo de terneros y región vulvar o perineal en hembras, incluso puede producirse en las mucosas de los orificios corporales. Si el gusano barrenador deposita sus huevos en las mucosas, las larvas pueden ingresar por cualquier orificio incluidos los nasales, senos nasales, la boca, las órbitas de los ojos, los oídos o los genitales donde pueden ser difíciles de detectar.

Durante el primero o segundo día, las infestaciones de gusanos barrenadores son difíciles de detectar. Con frecuencia, todo lo que se puede observar es un movimiento leve dentro de la herida. A medida que las larvas se alimentan, la herida gradualmente se agranda y se hace más profunda. Las heridas infestadas con frecuencia tienen una supuración serosanguinolenta y, a veces, un olor distintivo. Para el tercer día, las larvas pueden encontrarse fácilmente. A veces, puede haber heridas muy pequeñas, pero debajo una gran infestación de larvas. Se puede observar otras infestaciones de otras especies y contaminación bacteriana secundaria que agrava el cuadro.

Generalmente, los animales infestados suelen separarse del grupo y buscar la sombra. Es común observar signos de molestia generales, inapetencia y baja en sus parámetros productivos. Los animales que no reciben tratamiento pueden morir en 7 a 14 días por toxicidad o infecciones secundarias. Debido a que pueden producirse infestaciones repetidas, se han encontrado hasta 3.000 larvas en una sola herida.

Diagnóstico clínico

Los animales que presentan heridas que supuran o se agrandan, con síntomas de infestación deben ser sospecha. Los huevos del gusano barrenador son de color crema o blanco y se depositan sobre o cerca de los bordes de las heridas superficiales, se ven bien organizados. Las larvas del segundo y tercer estadío se asemejan a un tornillo para la madera, son cilíndricas, con un extremo puntiagudo y un extremo cortante, y el cuerpo está rodeado por anillos de púas marrón oscuro. Las larvas más jóvenes son de color crema, y las más maduras del tercer estadío pueden ser rosadas-rojizas.

Las moscas de gusano barrenador hembra son más grandes que las moscas domésticas. El tórax del gusano es azul oscuro metálico a verde azulado, y la cabeza es rojiza-anaranjada. En la parte posterior del tórax, hay tres bandas longitudinales oscuras. Los gusanos barrenadores adultos son difíciles de distinguir de las otras moscas.

Tratamiento

El tratamiento es mediante la aplicación de insecticidas organofosforados (son eficaces contra las larvas recién nacidas, las formas inmaduras y las moscas adultas) en las heridas infestadas, tanto para matar las larvas como para proporcionar una protección residual contra la reinfestación.

A pesar de que algunas heridas pueden ser quirúrgicamente extirpadas, la mayoría son tratadas con un larvicida adecuado y se deja cicatrizar. El tratamiento generalmente se repite a intervalos hasta que la herida se cicatriza completamente. Puede ser necesario extirpar el tejido necrótico y se pueden administrar antibióticos cuando existe contaminación bacteriana secundaria.

En las regiones no endémicas, el animal es puesto en cuarentena hasta que finaliza el tratamiento y la herida se cicatriza. También puede ser necesario tratar el entorno. Las larvas que se remueven de la herida deben ser colocadas en alcohol o destruidas. Si alguna larva abandona la herida infestada y madura hasta ser adulta, es posible que el gusano barrenador se establezca en el área.

Medidas preventivas

  • Notificación a las autoridades del SENASA en caso de sospecha de la presencia de la enfermedad del gusano barrenador. 

– Revisión completa al ingresar o recibir animales.

  • Animales con heridas que no parecen infectadas deben ser tratadas con insecticidas por prevención.
  • Dentro de las medidas se incluyen la pulverización o inmersión del ganado susceptible con compuestos organofosforados y, más recientemente, el uso de avermectinas (especialmente la doramectina) en forma de inyecciones subcutáneas a los animales “de riesgo”. También se puede utilizar carbamatos y piretroides.
  • El control estricto de los movimientos de los animales fuera de las zonas afectadas.
  • Evitar realizar prácticas que puedan dejar tejido vivo expuesto como un descorne, marcaje con hierro caliente, entre otros.
  • Se deben eliminar objetos filosos de los corrales o instalaciones donde permanecen los animales.

Forma de erradicación

La medida utilizada en otros países ha sido el uso de moscas macho esterilizadas en la técnica de los insectos estériles. En esta técnica, un gran número de moscas macho esterilizadas se liberan secuencialmente en el medio ambiente, donde sus apareamientos con hembras silvestres producen huevos infértiles, lo que conduce a una reducción inicial de la población. No hay vacunas ni productos biológicos disponibles.

Posibles consecuencias 

El Gusano Barrenador es una enfermedad que genera grandes pérdidas económicas al reducir la productividad de carne y leche, aumentar los costos por tratamiento de heridas y por el uso de insecticidas para prevenir y controlar la miasis, con repercusiones en la salud pública, pudiendo causar la muerte del animal. Además, puede eventualmente afectar el acceso a mercados internacionales y el comercio con otros países. Si se observa animales de producción o domésticos con gusaneras, se deben reportar de inmediato a la oficina de SENASA más cercana. Se está trabajando para controlar la propagación de esta enfermedad y la colaboración de las personas es fundamental para prevenir su expansión en el territorio nacional.

Mira la nueva edición de Agrotec:

Contact us

Llámanos, envía un mensaje vía whatsapp o rellena el siguiente formulario y nos pondremos en contacto contigo. Nos esforzamos por responder todas las consultas dentro de las 24 horas en días hábiles.